Seguridad

Diana Quer junto a su hermana Valeria.
Diana Quer junto a su hermana Valeria.

Seguridad
Pista crucial: el móvil de Diana Quer esconde la foto del responsable de su desaparición

Criminalística de la Guardia Civil ha conectado la placa del iPhone a otro terminal para buscarla. El sospechoso realizó siete intentos de desbloquearlo antes de lanzarlo al mar

Los investigadores del caso Diana Quer trabajan para obtener una fotografía que pudo realizar la joven el día de su desaparición. El equipo informático del SECRIM ha detectado que el sospechoso realizó siete intentos de desbloqueo del terminal de la chica antes de romperlo y arrojarlo al mar. Quien lo hizo intentaba deshacerse de imágenes comprometedoras. 

Según ha podido saber El Confidencial Digital por fuentes de la investigación del caso, las labores para determinar qué le ocurrió a la joven han dado un giro tras conseguir encender con éxito su teléfono.

Hay que recordar que el móvil de la joven fue hallado el pasado 27 de octubre en la ría cercana al puerto de Taragoña, en Rianxo. Dos meses después de la desaparición de la chica, un mariscador encontró el iPhone 6 color blanco en las inmediaciones de esta localidad, cerca del puente de la autovía de Barbanza.

Esta prueba crucial para resolver el caso pasó inmediatamente al Servicio de Criminalística de la Guardia Civil en Madrid, donde desde hace tres meses se está realizando un examen exhaustivo del dispositivo.

La placa base del iPhone, la clave

Estas mismas fuentes confirman a ECD que la primera opción por la que se decantaron los informáticos fue analizar la cobertura del teléfono y detectar huellas de los posibles secuestradores. Sin embargo, esta alternativa fracasó debido a las circunstancias medio ambientales a  las que se expuso el aparato, sumergido durante dos meses en el mar. 

El laboratorio de criminalística de la Guardia Civil realizó un proceso de secado y desmontaje del aparato.  Posteriormente, los investigadores montaron las piezas del dispositivo que contienen información sobre una placa de otro terminal de las mismas características. 

Una vez logrado esto, según relatan las voces consultadas, los agentes del SECRIM lograron por fin encender el móvil tras averiguar el código PIN de la tarjeta SIM.

Una foto del sospechoso

Fuentes de la investigación confirman a El Confidencial Digital que tras encender el teléfono móvil han averiguado que se realizaron entre seis y siete intentos fallidos de desbloqueo del terminal.

La hipótesis sobre la que está trabajando actualmente el SECRIM, es que en el interior del teléfono existe una fotografía donde aparece el responsable de la desaparición de Diana Quer.

La escenificación de los hechos realizada por los especialistas contempla que en un primer momento, el individuo que manipuló el teléfono intentó desbloquearlo para acceder a su contenido. Se cree que trataba de eliminar una fotografía ‘comprometedora’ que habría realizado Diana Quer en la jornada de su desaparición.

Tras siete intentos infructuosos, el teléfono se bloquea y exige una espera de minutos para poder realizar nuevos intentos. Los investigadores creen que, llevado por la presión del momento, el individuo perdió la calma y decidió destruir el teléfono y arrojarlo al mar.

Ahora, la misión del laboratorio de criminalística se centra en detectar los dígitos de desbloqueo de iPhone6 para poder acceder a su contenido. Una tarea que, según explican, está dando más problemas de los esperados.

Etiquetas: ,,,,,,,,,,

Comentarios